Auguste Rodin (1840 -1917)

El ídolo eterno

En torno a 1890-1893

Yeso

Alt. 73,2 cm ; Anch. 59,2 cm ; P. 41,1 cm

S.1044

Ambas figuras de este grupo proceden de La Porte de l’Enfer [La Puerta del Infierno]. Rodin las ha ensamblado en torno a 1890 para crear una nueva obra que tuvo muy pronto éxito, ya que se fundió un bronce a partir de 1891 y que el pintor Eugène Carrière le encargó una ampliación, tallada en mármol en 1893. El yeso es un vaciado de dicho mármol, realizado a solicitud de Rodin a quien le gustaba conservar la huella de sus obras, eventualmente para realizar otras versiones.

 

El título, L’Éternelle idole [El Ídolo eterno], corresponde completamente a la vena simbolista seguida en esta época por Rodin. Él, sin embargo, siempre privilegia la forma con respecto al tema, y estos títulos tan poéticos, solo se atribuían después de la creación de la obra, a veces durante debates con amigos escritores.

< Volver a la colección