Auguste Rodin (1840 -1917)

Adán

1880-1881

Bronce

Alt. 197 cm ; Anch. 76 cm ; P. 77 cm

S.1303

Fundición realizada por la Fábrica de fundiciones Susse en 1972, para las colecciones del museo Rodin.

En 1881, Rodin obtuvo de la administración de Bellas Artes, que se le encargasen dos grandes figuras de Adán y Eva. Sugirió colocarlas de cada lado de La Porte de l’Enfer [La puerta del Infierno].

 

Para Adán, Rodin utilizó sin duda una obra existente, ya que pudo mostrarla en el Salón de ese mismo año 1881 bajo el título La Création de l’homme [La Creación del hombre]. Tanto un título así, como la pose de esta figura monumental, revelan explícitamente la influencia de las obras de Miguel Ángel, en particular el famoso Adán pintado para el techo de la Capilla Sixtina (1508-1512).

 

Su extremadamente desarrollada musculatura, que sugiere una gran fuerza física, contrasta con su pose, que evoca un ser que sufre o coaccionado. Al indicar el suelo, elAdán de Rodin parece insistir en su pertenencia terrenal, mientras que Miguel Ángel mostraba a un hombre al instante en que Dios le otorgaba la chispa de la vida.

< Volver a la colección